Disimular el amor – Jessica Steele

Disimular el amor - Jessica Steele

Disimular el amor (1999)
Título Original: A most eligible bachelor
Editorial: Harlequín Ibérica
Sello / Colección: Jazmín 1415
Género: Contemporáneo
Protagonistas: Holden Hathaway y Jazzlyn

Argumento:
Holden Hathaway creía que Jazzlyn era igual que él. Y aparentemente, llevaba razón. Ninguno de los dos quería mantener relaciones estables. De hecho, antes de conocerlo a él, Jazzlyn siempre había terminado sus relaciones con los hombres tras la tercera cita. Sin embargo, Holden era el hombre más interesante que Jazzlyn había conocido nunca y, de pronto, ella empezó a desear algo más… lo más extraño fue que a Holden, que hasta entonces había sido un soltero empedernido, no pareció importarle.

Capítulo 1
Jazzlyn sabía que nunca se casaría. No le preocupaba y raramente pensaba en ello. Esa idea, sencillamente, estaba allí en su cabeza, sólida como una roca.
No era que le desagradaran los hombres. Como cualquier muchacha de veintidós años, salía de vez en cuando con alguno, pero tan pronto como veía en ellos la intención de tomarse la relación en serio, ella escapaba. Su récord de citas con un mismo hombre era de tres hasta el momento.
Aquel miércoles por la tarde se dirigió a su casa, después de terminar de trabajar como secretaria en uno de los principales despachos de abogados londinenses. Se puso a pensar en el matrimonio, a pesar de que ella sabía que no iba a casarse nunca, porque recordó que su padre tenía una relación cada vez más estable con su pareja actual. Grace Craddock era toda una señora. Algo que no se podía decir de las mujeres que habían acompañado anteriormente a su padre.
Aquellas otras habían estado con su padre no más de dos o tres meses. Seis meses hacía que Jazzlyn había sido presentada a aquella mujer que su padre había conocido en una fiesta de navidad. Grace era más mayor que las otras mujeres que su padre había llevado otras veces a casa. Tenía como cincuenta y cinco años, dos más que Edwin Palmer, y se había divorciado de su presumido marido algunos años antes. El padre de Jazzlyn se había casado tres veces, pero estaba pensando en casarse una cuarta.
A Jazzlyn le preocupaba aquello. Deseaba que su padre fuera feliz, por supuesto, y que también lo fuera Grace. Había tomado mucho cariño a la mujer. ¿Pero su padre era una persona preparada para el matrimonio? La muchacha no estaba muy segura. La madre de Jazzlyn había muerto cuando ella tenía cinco años y había crecido con dos diferentes madrastras y una sucesión de tías en una casa tan cargada de tensión, discusiones y acusaciones, que a veces su padre la enviaba a casa de sus abuelos por un tiempo. Sólo que cuando ella volvía, las discusiones no se habían acabado todavía. Como resultado de todo ello, Jazzlyn supo desde temprana edad lo que era el matrimonio, lo que pasaba con las parejas. Y ella no quería que le pasara eso.
Le gustaba su trabajo en Brown, Latimer y Brown, y sabía que a final de año una de las secretarias importantes se jubilaría anticipadamente y ella era una firme candidata al puesto. Un trabajo ofrecía más satisfacciones que un matrimonio, teniendo en cuenta que sólo había un sesenta por ciento de posibilidades de que tuviera éxito.
De manera que, sintiéndose bastante satisfecha con su trabajo y medianamente feliz con su vida, Jazzlyn llegó a su casa de las afueras de Buckinghamshire. Al entrar, fue recibida por el perro más desaliñado del universo.
—¡Hola Remmy!

Be the first to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*